Mediante la utilización de diferentes herramientas informáticas de cruces de datos el organismo intentará identificar comportamientos de los contribuyentes y actuar en función a eso.

AFIP ya contaba con el Sistema de Perfil de Riesgo (SIPER), que lo que busca es armar un perfil del contribuyente en cuanto a su conducta tributaria. En base a esto, el fisco otorga o deja de otorgar determinados beneficios o facilidades.
Mas precisamente, El “Sistema de Perfil de Riesgo (SIPER)” es un sistema informático de calificación que realiza procesos de evaluación mensuales sobre el cumplimiento de los deberes formales y materiales de los contribuyentes. El sistema identifica su comportamiento fiscal y le asigna una categoría concediendo o limitando los beneficios vinculados con la recaudación, devolución y/o transferencias de impuestos y recursos de la seguridad social, según el caso de que se trate. De acuerdo con el comportamiento observado se asignará alguna de la siguientes cinco categorías:
Categoría A: Muy Bajo
Categoría B: Bajo
Categoría C: Medio
Categoría D: Alto
Categoría E: Muy Alto

Como un esquema superador y complementario al SIPER, AFIP lanza oficialmente el Sistema de Capacidad Económico Financiera (CEF), con el cual busca ajustar los controles y tener un perfil electrónico de cada persona y empresa inscriptos. Con esta novedosa herramienta tecnológica, el ente recaudador intentará determinar si las empresas y las personas realmente están en condiciones de realizar la cantidad de operaciones y ventas que dicen realizar. Sin dudas va a representar una herramienta de mucha utilidad en cuanto a la determinación de operaciones de evasión en la que el contribuyente no tenía capacidad económica (por ejemplo utilización de facturas apócrifas).

Los parámetros que serán tenidos en consideración para el armado de ese perfil serán los siguientes:
– Declaraciones juradas de los impuestos a las ganancias, a la ganancia mínima presunta, al valor agregado y sobre los bienes personales.
– Hipotecas.
– Compra o venta de inmuebles.
– Compra o venta de Rodados.
– Compra de bienes de uso.
– Remuneraciones abonadas al personal en relación de dependencia o recibidas, según corresponda.
– Consumos con tarjetas de crédito o de débito.
– Pago de expensas.
– Deudas bancarias y financieras.

Si bien el fisco no ha dado detalles de cómo procederá en base a los indicios que arroje el sistema, seguramente será un mecanismo mas (muy importante) para dar inicio a procesos de verificación y fiscalización. El Sistema CEF va a estar disponible en la página web de la AFIP y allí el contribuyente va a poder entrar con una clave fiscal de Nivel 3, donde va a poder ver la información que tiene la AFIP y podrá solicitar cambios.

Por: Cr. Federico García Córdoba
García Córoba & Asoc