sa_inLa Secretaría de Hacienda informó que en el tercer mes del año la base caja de las finanzas públicas recibieron el auxilio de $6.369,7 millones del Banco Central y de la Anses, para evitar mostrar un rojo financiero de más de $10.000 millones: fue de $3.575,7 millones.

De ahí que el análisis oficial prefirió concentrarse en el superávit primario, el cual fue al cabo del primer trimestre del año se acumula Superávit Primario de $1.458 millones, sin dar explicaciones por qué mantiene un retraso de más de 30 días en la difusión de estos datos.

Durante el tercer mes del año los recursos totales se elevaron 21,3%. “Entre estos se destacan los aumentos de las contribuciones a la Seguridad Social (28,1% anual), como así también la suba del IVA (33,6% anual) y Ganancias (50,4% anual)”, indica Hacienda.

Entre los gastos corrientes, las prestaciones a la Seguridad Social se expandieron 28% gracias a los aumentos automáticos previstos por la Ley de Movilidad de haberes y por las moratorias previsionales”, agrega la repartición a cargo de Juan Carlos Pezoa.

Resalta Hacienda que “en marzo se verifica un aumento de las remuneraciones por la elevación de haberes verificados a partir del segundo Semestre de 2012 en todo el ámbito del Sector Público Nacional”.

Contabilidad creativa

Un análisis fino de la base caja dio cuenta de una brusca desaceleración del ritmo deaumento de la masa salarial y de gastos en bienes y servicios de 10 puntos porcentuales respecto de la dinámica que habían mostrado en el bimestre previo en comparación con un año atrás.

Lo mismo se aprecia en lo referente a las erogaciones en inversión publica, que ahora apenas aumentó 10,87 por ciento.

En conjunto significó un “ahorro” de unos $1.500 millones, los cuales habrían pasado a deudas flotantes que se habrían cancelado en abril y que permitieron evitar mostrar un rojo primario real cercano a $1.000 millones.

Además, si a los ingresos se le resta el efecto de las “rentas de propiedad”, se llega a un crecimiento modesto de 15,5%, en comparación con 20,6% del gasto primario, el cual bien medido se habría elevado casi 30 por ciento.

Fuente: www.infobae.com